Motivado por mi propia observación, me sigo preguntando, cómo y cuánto nos influyen nuestros miedos e inseguridades a la hora de lograr avanzar en la consecución de nuestras metas, me gustaría desde mi humilde posición, hablaros de esas reglas según las cuales vivimos y que hemos construido en base a nuestras experiencias y que tanto nos cuesta cambiar, aún en nuestro propio beneficio.

En primer lugar abordaremos algunas de las creencias potenciadoras más destacadas:

“Si quieres comprender, actúa.”

De poco o nada nos servirá una actitud pasiva o contemplativa para la consecución de nuestros objetivos, sean cuales sean… consiste en avanzar hacia tus objetivos, vivir tus valores y poner a prueba tus creencias.

“No hay fracaso, tan solo aprendizaje.”

No haber alcanzado nuestras metas significa únicamente que no las hemos alcanzado todavía. No se puede hablar de fracaso a menos que tiremos la toalla y abandonemos, y esa elección solo depende de nosotros.

“Tenemos todos los recursos que necesitamos, o podemos crearlos.”

No hay personas sin recursos, tan sólo hay estados mentales sin recursos.

“Todo comportamiento tiene un propósito.”

Nuestras acciones siempre vienen motivadas por la obtención de algo, siempre nos movemos hacia alguna clase de objetivo aunque no seamos realmente conscientes de ello.

“Creamos nuestra propia realidad.”

Todos tenemos diferentes experiencias, intereses, estados de ánimo, compromisos, gustos…de tal manera que nos formamos distintas creencias a partir de experiencias de nuestra vida, perseguimos distintos objetivos y tenemos valores diferentes. Todos estos aspectos constituyen las características principales de nuestros mapas mentales, actuando así, como si fuesen reales y configurando nuestra realidad subjetiva.

En el polo opuesto nos encontraríamos con las creencias limitadoras, que no son más que aquellas que actuando a modo de normas nos impiden lograr nuestros objetivos e igualmente vivir acorde con nuestros valores:

“Soy un perdedor, no sirvo para esto.” 

“Nunca triunfaré en la vida.”

Soy mediocre.” 

“Soy un fracasado”.

“Para salir adelante hay que sufrir.”

“La gente tiene mas suerte que yo.”

“Nunca consigo lo que quiero.”

Las creencias limitadoras nos producen miedos, nos limitan , generalmente son creencias falsas que adquirimos como resultado de aprendizajes o conclusiones erróneas.

Nos predisponen a ser mediocres, a fracasar, no tener éxito…

Os animo a que reviséis vuestro sistema de creencias, a que re-descubráis que os potencia y que os limita y… os arméis de valor para luchar por lo que siempre quisisteis y deseasteis conseguir y no os ancléis en aquello que os dijeron que teníais que hacer.

En el caso que necesites un empujón para descubrir tu verdadero potencial, Ángel Duarte estará encantado de ayudarte, contacte con el en info@home-fitness.es

entrenador personal home fitness

Ángel Duarte

Entrenador personal Home Fitness Córdoba.
Personal Trainer LEVEL 4 EHFA
Coach nutricional

 

Write a comment:

*

Your email address will not be published.

Entrenador personal   
© 2017 Home-Fitness. Todos los derechos Reservados.
Aviso Legal | Política de Cookies | Sus datos Seguros   

Desarrollo: Desarrollo Web